35 años del magnicidio de Rodrigo Lara Bonilla

Tras la muerte de Pablo Escobar se sigue sin saber quienes fueron los responsables del asesinato del ministro de Justicia de Belisario Betancur. El crimen fue declarado de lesa humanidad en 2012, pero poco ha pasado desde entonces. Van 35 años sin justicia.

Por: Juan Camilo Ortiz, periodista Suregión


El primer funcionario del Gobierno colombiano en denunciar públicamente las ilegalidades de Pablo Escobar Gaviria, fue el ministro de Justicia Rodrigo Lara Bonilla. Y el primero en firmar una orden de captura con fines de extradición en su contra, fue el también ministro Enrique Low Murtra. Ambas figuras son hoy mártires de la guerra desatada por las mafias del narcotráfico que en los años 80 aterrorizó a Colombia. Lo paradójico es que los dos fueron asesinados un día 30 de abril por su vehemente posición contra el narcotráfico.

El evento protocolario se llevó acabo en la mañana del pasado 30 de abril en la plazoleta de la Gobernación del Huila con la asistencia de dirigentes sociales, empresariales y políticos quienes expresaron sus ideas sobre el inmolado líder  que luchó drásticamente contra el narcotráfico en los años 80.

“Con el paso de los años y estudiando la vida de mi padre he aprendido que Rodrigo Lara Bonilla nos dejó como legado la lucha por la verdad, la justicia y la sensibilidad humana que estaba presente en cada uno de sus actos”, dijo el alcalde de Neiva, Rodrigo Lara Sánchez, en el 35° aniversario de su asesinato.

Durante la exaltación de la vida y obra de Rodrigo Lara Sánchez se llevó a cabo un reconocimiento a las personas que luchan contra el flagelo del narcotráfico, entre ellas,  José Napoleón Villamizar, quien recibió un pergamino y medalla por su lucha contra el consumo de drogas en la región y el país.

“Siempre será un día significativo, recordar en esta fecha y  merece estar en la mente de todos nuestros ciudadanos que están cansados de tantas injusticias y corrupción” añadió el primer mandatario de los neivanos, quien además aseguró que seguirá trabajando con transparencia y sirviéndole de la mejor manera a los neivanos.

La efigie en la Plaza de Banderas

La efigie de Rodrigo Lara Bonilla fue instalada en la Plaza de Banderas de la Gobernación del Huila, como un homenaje al legado y lucha del Ministro de Justicia. La escultura fue donada por la Oficina de las Naciones Unidas Contra la Droga y el Delito – Colombia (UNOCD) gracias a la gestión de la Gobernación del Huila.

La imagen se encontraba instalada en el edificio Rodrigo Lara Bonilla, antigua sede de la UNODC en Bogotá, recordó Bo Mathiasen, representante de la entidad para Colombia, al referir los detalles de la donación.

El edificio de la sede de la UNODC en Colombia lleva el nombre de Rodrigo Lara Bonilla como homenaje a su trabajo en contra del tráfico de drogas y sus delitos asociados.

El pedestal se levanta a dos metros de altura, con proyección hacia el frente. La obra fue elaborada por los hermanos Héctor y Leonardo Gómez.

[Galería Fotográfica suministrada por la Alcaldía de Neiva]

Conmemoración Rodrigo Lara Bonilla

Share

Comentários no Facebook