Universidad Surcolombiana retoma algunas clases presenciales tras un año de educación remota

Por: Luis Carlos Motta, periodista de Suregión en Pitalito.

En esta nota se explica en qué consiste el llamado “modelo de alternancia” de la Universidad Surcolombiana, cómo se llevará a cabo y cuáles son las diversas posturas de los estudiantes, profesores y administrativos frente al regreso parcial a clases, así como cuáles son los miedos y las posibilidades para afrontar este nuevo reto de la educación en medio de la pandemia del Covid-19.

El 9 de octubre del año 2020, el Ministerio de Educación Nacional emitió la Directiva 016, en la cual se establecen las orientaciones a las entidades territoriales, para la implementación del Plan de Alternancia Educativa 2020-2021. En este modelo de alternancia se define el regreso parcial a las actividades académicas, el cual incluye una combinación de presencialidad con formas de educación remota apoyadas en las tecnologías.

La Ministra de Educación María Victoria Angulo precisó que “el sector educativo debe fortalecer los aprendizajes en el estudio en casa y en paralelo avanzar en lo pedagógico, en la valoración de aprendizajes y en la preparación de condiciones de bioseguridad para la comunidad educativa ante la pandemia por el COVID-19, de tal manera que, bajo el liderazgo de las Secretarías de Educación, las familias y los establecimientos educativos puedan, según las condiciones de cada contexto, tomar las decisiones sobre el momento oportuno para el retorno gradual  y progresivo al trabajo académico en presencialidad con alternancia”.

¿Cómo se prepara la Universidad Surcolombiana para la alternancia?

La Universidad Surcolombiana estableció mediante el Acuerdo 022 del 2020 los lineamientos académicos para el desarrollo del periodo 2020-2 y su extensión durante el tiempo que dure la emergencia sanitaria ocasionada por el Covid19. El Vicerrector Académico Julio Roberto Jaime Salas manifestó que se ha consultado la pertinencia del proceso de alternancia con los entes territoriales, en particular con la Secretaria de Salud Municipal y la Secretaria de Salud Departamental, teniendo en cuenta los lineamientos establecidos por el Ministerio de Educación Nacional, de lo cual resultó el diseño de un plan piloto, mediante el cual se pretende evaluar una serie de condiciones que tiene la institución para dar respuesta a este proceso.

“Este ejercicio de pilotaje no implica el regreso a clases como si nada hubiese pasado“, puntualizó Jaime Salas. Se realizará un ajuste en las prácticas de laboratorios, en estas semanas que faltan para finalizar el periodo 2020-2, se priorizarán las prácticas de laboratorio que son esenciales para los estudiantes. Se establecerá un aforo limitado en los laboratorios y aulas, lo que llevará a que el docente planee la mejor forma de organizar el tiempo y las actividades con sus estudiantes, preservando el cuidado de la bioseguridad y la prevención del contagio. Cabe resaltar que el Acuerdo 022 establece que para el semestre 2020-2 los cursos teóricos serán 100% virtuales y los cursos teórico- prácticos (o que tienen un componente de laboratorio) se van a priorizar para habilitar encuentros presenciales con un aforo limitado. También es necesario aclarar que el curso de Deporte Formativo no está avalado para la presencialidad, no obstante, los cursos que hacen parte del componente formativo de la Licenciatura en Educación Física sí lo están, a condición de que se cumplan tres requisitos básicos: el cuidado de la salud de los estudiantes y de los profesores, el control del número de estudiantes en los encuentros presenciales, y la debida justificación de la práctica.

La Universidad ha puesto en funcionamiento un Comité Asesor Covid, integrado por delegados de varias dependencias de la Universidad, entre ellos un grupo de epidemiólogos e infectólogos , indicó el Vicerrector Jaime Salas, quien añadió que las decisiones que se están tomando en la Universidad, se hacen en diálogo con otras Universidades, como la Universidad Nacional, donde sus epidemiólogos han orientado sus propios protocolos.

¿Qué piensan los estudiantes frente al retorno a las actividades académicas mediante el modelo de alternancia?

“No estoy de acuerdo con el regreso a la presencialidad, el retorno a las actividades académicas genera un riesgo de contraer el virus masivamente, ya que los estudiantes se convierten en un puente de contagio hacia sus familias y así mismo hacia las personas de su alrededor”, expreso a Suregion Angie Lozada, estudiante de Comunicación Social y Periodismo en la sede central en Neiva. Además, la estudiante manifestó que actualmente se encuentra radicada en otra ciudad y  que se incrementarían demasiado los gastos para tomar solo unas clases. En la misma situación de Lozada, se encuentran muchos estudiantes de la Universidad Surcolombiana no solo de la sede central, sino también de las sedes de Pitalito, Garzón y la Plata, a quienes la pandemia obligó a regresar a casa o a movilizarse hacia otros lugares del país.

Juan Sebastián Navas Leiva, estudiante de octavo semestre de Administración de Empresas en la Sede de La Plata, considera que si regresar a clases mediante el modelo de alternancia se vuelve obligatorio, tendría que asumirlo. Además, indicó que sería muy riguroso cumpliendo con todos los protocolos de bioseguridad.  “Desde mi punto de vista, me gustaría que volviera todo a la normalidad, pero estamos lejos de eso”, recalco Navas Leiva.

“Estoy de acuerdo con el modelo de alternancia, los estudiantes queremos ser profesionales íntegros”, subrayó Sergio Andrés Nieto,  estudiante de Administración de Empresas en la sede Pitalito. Nieto le manifestó a Suregión que es necesaria la parte presencial, dado que la interacción online con los diferentes  maestros no siempre es la más adecuada. “ Algunos estudiantes solo entran a la plataforma de videoconferencia para dejar registrado su nombre en la herramienta tecnológica, pero en realidad no participan de la actividad de aprendizaje y se dedican a otras cosas”.

No pocos estudiantes no se encuentran en el municipio donde está asentada la respectiva sede de la Usco, pues a raíz de la pandemia se han desplazado a otros lugares, lo que plantearía una sería dificultad para muchos estudiantes en el caso en que se autoricen las clases presenciales.

¿Cuál es la postura de los profesores y administrativos frente al modelo de alternancia?

La docente y Jefe del programa de Comunicación Social y Periodismo Ruby Lorena Morales le contó a Suregion la importancia de efectuar el modelo de alternancia, priorizando en las herramientas que se hacen necesarias para el aprendizaje. “En el campo de la comunicación se requiere de software, de preproducción, producción y postproducción, para cumplir de mejor manera los objetivos de los cursos”, indicó la docente. Para la Jefe de programa, la sede central aun no está al 100% señalizada para alternancia, faltan elementos de bioseguridad en los salones, pero destaca el trabajo que se está realizando por parte de los directivos para cumplir con los lineamientos establecidos por el Ministerio de Educación Nacional.

En el siguiente audio, la profesora Ruby Lorena Morales habló sobre el aforo de personas que pueden estar reunidas en la Universidad, el cual es de un 30% . La docente también explicó cómo se implementa el modulo de presencialidad o alternancia en la plataforma.

El docente de la Facultad de Ciencias Sociales y Humanas Fernando Charry, especialista en el área de formación audiovisual, le expresó a Suregión que el confinamiento ha sido duro, difícil y problemático. Sin embargo, los estudiantes han logrado sortear esta situación, y ha llegado el momento de que se dé un proceso de transición para habilitar gradualmente algunos cursos presenciales, en el esquema de la llamada alternancia, durante esta fase de pandemia.

“Es muy importante desarrollar el modelo de alternancia en la Universidad Surcolombiana, teniendo en cuenta que hay entre los currículos de los programas unas áreas o materias que necesitan de la práctica del estudiante y que, si no se realizan estas actividades presenciales, el futuro profesional tendrá unos vacíos que pueden ser de gran incidencia en el desarrollo de sus futuras actividades profesionales”, le dijo a Suregión Faiver Becerra , Coordinador de la sede Pitalito de la Usco.

Para Becerra es indispensable cumplir  con todos los protocolos de seguridad, de tal manera que se establezca el aforo permitido de acuerdo con la capacidad instalada de las aulas o laboratorios. Adicionalmente, se deben instalar elementos de desinfección y lavado de manos en el campus universitario, tarea en la que están dando pasos. El Coordinador entiende que las prácticas no se pueden realizar de forma virtual, debido a la interacción que el estudiante debe hacer con los materiales de los laboratorios para observar los resultados buscados, sacar sus propias conclusiones o analizar el desarrollo de actividad propuesta.

Share

Comentários no Facebook